Coolture Logo
Corte y queda
Cooltura
Beat & Style
De buen diente
Select Player
¡Te armo el plan!
De ida y vuelta
Alonso Arreola Relamparia | Coolture decorative

Facebook: Alonso Arreola Uno

Cooltura

«Relamparia»: el libro donde Alonso Arreola evoca recuerdos a través de divertimientos y caprichos

Por: Angélica Ferrer

Ser «escribajista», como se autonombra Alonso Arreola, es una tarea ardua, pero en «Relamparia», su más reciente libro, nos muestra que el resultado está lleno de nostalgia y emociones.

El texto, el primero de la serie «Letras y Música» (perteneciente a la editorial Attica Libros), ahonda en la nostalgia y los pensamientos del artista a lo largo de más de una década. Este se presentará en la Feria del Libro de Guadalajara, que iniciará el 27 de noviembre.

«Es una colección de relámpagos, de ideas que me venían desde hace 10 o 15 años, que quería clasificar en un mismo volumen, tal vez, sin orden específico. Era hacer un filtro, una criba; quemar y olvidar lo que no fuera a publicar de esa colección y compartir con posibles lectores», menciona en entrevista para Coolture.

«Relamparia», cuyo título fue inspirado por «El relámpago», escrito por Ítalo Calvino, tiene 10 capítulos con textos de diversos estilos, que Alonso Arreola tomó como neologismos.

«Pasa por muchos divertimientos y caprichos. Hay formas breves como microficciones, recuerdos, pequeños momentos de memorias (…). Es todo un juego en torno a la mecánica de las palabras», afirma.

Una tormenta personal

El libro expone con momentos como «el deseo es la fuga del balance» e «importa poco el fruto de la música; importa mucho la savia que trabaja su ser postrero; importa nada su semilla; importa todo de su vuelo» la visión de escritor sobre diversos aspectos de la vida.

«Se trata, al final, de una tormenta personal, con estos relámpagos que, espero, conecten o iluminen ciertos momentos de las y los posibles lectores», dice Arreola.

Pero, ¿qué quiere provocarnos el también músico? Para él es importante «seducirnos» para releer (hasta a nosotras o nosotros mismos).

«Es (causar) una sensación, una provocación y la invitación a la relectura (…). La lectura se ha vuelto demasiado lineal y tiene pocos retornos. Precisamente las formas breves, contrario a lo que muchos pensarían, lo que exigen es el regreso, la relectura, la repetición; que se posen los ojos en una frase para encontrar distintas dimensiones», cuenta.

Ante la disposición de los textos, una «suerte» de rompecabezas, nos recomienda leerlo al azar.

«Esperaría casi una lectura azarosa, de esas de pasar el dedo pulgar por la hoja rápidamente y detenerse en algún punto para enfrentar el ‘relámpago’ que corresponda. Se puede leer en orden; sí tiene una curva, una línea emocional que va in crescendo’, pero es un libro que se deja leer y releer de las maneras más ociosas, creativas y lúdicas», narra.

Brevedad más allá de la novela

Para el músico, su libro es una «apuesta» a los relatos breves.

«Siempre he sido un apasionado de las formas breves. Incluso, cuando estaba Literatura en la UNAM, hasta medité la posibilidad de escribir una tesis a propósito de las formas breves. No me refiero solo a los típicos aforismos, sino a otras perspectivas como las ‘Greguerías’, de Ramón Gómez de la Serna, las ‘Voces’, de Antonio Porchia y de muchos otros clásicos en el género (…). Me apasionaban esos ‘caramelos literarios'», cuenta.

El «escribajista» deja muy claro que los relatos breves son lo suyo, por lo que no apostará por una novela.

«Me he inclinado más hacia el ensayo y la poesía que por el cuento y la novela. No me veo haciendo una novela. ‘Relamparia’ tiene una sección llamada ‘Novelia’; (los relatos) son lo que según yo serían inicios de novela que nunca desarrollé ni desarrollaría», hace hincapié.

Esto es porque se decanta por los inicios más que por el desarrollo de las piezas artísticas.

«En notado con este libro y la música, junto con mi personalidad obsesiva, que me encantan los arranques y el inicio de las cosas; obviamente las termino (…), pero lo que más me emociona es la pólisis, la creación, aparte de la gestación y la mecánica. Encuentro en la brevedad el placer de darle vuelta a un punto y una coma; es algo que he tenido en la música y he venido cargando», expone Arreola.

Entre sus planes a futuro respecto a la literatura, alista 2 libros: uno de ellos está dedicado a la música, las palabras y los animales. El otro consta de relatos breves musicalizados. En ambos caso, está en pláticas para publicarlos.

Ser «escribajista» en pandemia

Para Alonso Arreola, uno de los retos más importantes de ser «escribajista» en el siglo XXI es la manera en la que el arte llega a la gente.

«Las formas de consumo son las que representan un verdadero reto porque nuestros posibles lectores o melómanos están realmente muy perdidos. Encontrarlos es algo más difícil; sea a través de plataformas digitales o de medios físicos, la distribución me parece que se ha vuelto un tanto caótica y el consumo directo a través de dispositivos electrónicos ha empobrecido muchas de estas experiencias», considera.

La pandemia, de acuerdo con el músico, también «abona» a esta situación, pero desea que, en lo que falta de 2021 y el próximo año, el contacto con su público sea mayor.

No obstante, otro de los problemas es la manera en la que la población escucha y ve los productos artísticos.

«Hay una escucha muy pasiva controlada por algoritmos. La gente cree que tiene libertad para elegir, pero está eligiendo a partir de la inteligencia artificial. Esto también ocurre en la literatura y es un tanto peligroso», reflexiona.

¿Cuándo y dónde se presentará «Relamparia», de Alonso Arreola?

«Relamparia», el nuevo texto de Alonso Arreola, se presentará en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara el 29 de noviembre.

El evento será en el Salón 10, del Área Nacional de la FIL y participarán, además del autor, Eduardo Limón, Mariana H. y Carlos Armenta.

Un «plus»: Arreola, además de hablar de «Relamparia», tocará algunas melodías y estará en otros eventos a lo largo de la Feria.

«El martes 30 voy a presentar el libro ‘Sueños’, que coedité con María Gómez, para la familia de Jorge Vergara (…). El viernes (3 de diciembre) estoy en otra mesa alrededor del abuelo, Juan José Arreola, y el sábado presento para Malpaso otro texto», finaliza.

CONOCE MÁS HISTORIAS EN COOLTURE Y DIGITALLPOST.

SÍGUENOS EN FACEBOOKTWITTER E INSTAGRAM.